19/10/15

DESEO

Te deseo, con tu música entro en trance, se deshacen mis pensamientos, cómo puedo llamar a este sentimiento, no te canses de insistir. Que transcurra los segundos amándote como somos cada uno es el milagro de la vida que nos sorprende en el presente. Quiero, sin pensar en el invierno de las cosas, adorarte como un tesoro que descubro en cada instante. Como un cielo que se presenta de colores nunca vistos, como noches valerosas enfrentadas a pecho descubierto, como ese grito de liberación que siempre he tenido bloqueado en la garganta. Tu olor es seducción, tus gestos atracción y no puedo más que posar mi mano sobre tus muslos y ascender para cruzar la frontera de tu piel, arquear tu espalda hacia mí, atraerte para respirar el perfume que emana de tu piel y besar desde el cuello a tus labios. Con nuestro placer en las manos, con mi energía y tu energía corporal hirviendo licuaremos este deseo volcánico que nos hace aullar.


Publicar un comentario